¿Conoces a tu cliente?

¿Conoces quién es tu cliente ideal?

Que sepas esto es SÚPER IMPORTANTE.

Lo primero es decirte que no todo el mundo puede ser tu cliente.

Hay gente que no le interesa lo que ofreces porque, básicamente, no lo necesitan. Pero hay otras personas que están dispuestos a confiar en ti y a pagarte por lo que ofreces, por tu producto o servicio. Necesitan lo que ofreces y entienden el valor que tiene. Este es TU CLIENTE IDEAL.

Debes saber a quién te diriges (identificarlo) para después encontrarlo, conocerlo lo mejor posible y entender sus carencias y dificultades.

Una vez entiendas sus problemas y necesidades, sabrás cómo comunicarte con él y ofrecerle tus productos o servicios que resolverás sus problemas.

Además, conocerlo, te va a permitir adaptarte a las necesidades de ese cliente y así convertir tus productos en únicos.

¿Conoces quién es tu cliente? ¿Sabes cuáles son las necesidades que tiene? Haz este ejercicio y reflexiona si a quien te diriges es tu cliente ideal.